Gtza. Hipódromo de Palermo

Lindalevesolta batió a dos invictas

Si no gana entra segunda. Ahora volvió a ser momento de cruzar primera. Lindalevesolta ganó el Gran Premio Estrellas Juvenile Fillies (G1), tomándose inmensa revancha sobre Tropeadora y quitándole el invicto a Carta Embrujada y a Agua Máxima.

Fue una victoria por la cabeza, dejando todo lo que tenía para lograrla. 

Lindalevesolta es la hermana materna de Emergint Talalet, ganador de Grupo 1. Es producto de una madre magnífica como la norteamericana Truth Seeking unida con Super Saver. Es la que había quedado segunda en el Elíseo Ramírez y el GP de Potrancas. Es la potranca con la que se juntaron Daniel Etchechoury y Adrián Giannetti enfundado en la casaca del stud RDI.

Lindalevesolta pareció correrle a Carta Embrujada, haciéndole a la par en todo momento; una pegada a los palos y la otra abierta, ubicadas entre quintas y sextas mientras Tropeadora volaba adelante.

El derecho de Palermo es eterno, no termina nunca. Y aquellas dos usaron cada metro para irse hacia adelante justo donde Tropeadora comenzaba desinflamarse y se esfumaba la posibilidad de recuperar los 600.000 pesos pagados para correr por no estar inscrita en el programa de la FEAR.

Pegó Giannetti. Exigió Chupino. Sus potrancas respondían al estímulo. A la par dieron cuenta de Agua Máxima, cuyo contacto con la punta fue efímero por los 200 metros, casi a la misma hora en que Great Escape, también de Fraguas, debuta quinto en los Estados Unidos.

Lindalevesolta venció por la cabeza recorriendo más metros que Carta Embrujaba por haber doblado la curva abierta para ingresar por media cancha al derecho final. Es una diferencia que no habla de supremacías y se fabrica o pierde con  un desarrollo más o menos limpio. En la próxima habrá que ver cuál entra segunda.