Foto Gentileza Hipodromo de San Isidro

Un caballo para hacerle un cuadro, escribirle un poema, armarle un musical / Don Guima

El Gran Premio Pellegrini ya tiene al caballo favorito para defender el honor de los adultos. Pinball Wizard ganó la Copa de Oro [Gr1] de la manera que se gana en diciembre: siendo aguerrido. Los tibios se desinflan pronto en la milla y media del último mes del año.

Se necesita un caballo valiente para cruzar en  Copa de Oro y Pellegrini. Un caballo con temperamento y actitud. Uno recio. Lo fue Pinball Wizard en la zona donde las papas queman. Esa que une comienzo de la recta con el dísco historico.

Había que superar a Village King en el derecho y allí fue el de Don Teodoro, para sacarle al de Angel de Venecia la victoria que venía construyendo  desde hace un par de meses. Y allí fue Villagra, entonces, atacando con el suyo y mirando la respuesta del puntero. Midiendo propio y ajeno.

Diga que por la pandemia este año la Gold Cup se hizo sin público, de lo contrario el partido de San Isidro hubiera tronado producto de una definición espléndida, de las que despiertan todos gritos.

Pinball Wizard tiene 5 años y victorias de Grupo 1 en la milla y milla y media; tres en total. Es un caballo de carrera para hacerle un cuadro, escribirle un poema, armarle un musical, una obra de teatro. Porque Pinball Wizard no empieza ni termina en cuatro herraduras.

Hay caballos que ganan carreras, otros que se alimentan de victorias y aquellos que tienen hambre de triunfos. Pinball Wizard es todo en uno.

Tampoco Village King, trotahipódomos si los hay y que tendrá otra chance el mes que viene. Acaso perdió la batalla, pero está en la pelea por el Pellegrini.

 

Un saludo,

Julio Guimaraes