Foto Gentileza Hipodromo de Palermo

La yegua más rápida del país nació en Córdoba, en lo de Grimaldi / Don Guima

Las carreras se viven intensamente o no se viven. Si hay que llorar de alegría por una victoria se llora. La emoción del turf no se compra. Es intrínseca a la hípica.

Hubo lágrimas, risas, gritos de euforia, pasaban los perros en casa del Gringo Grimaldi cuando La Reliquia cruzó adelante en el Gran Premio Estrellas Sprint (G1), batiendo por un cuerpo y medio a Humorada Negra. Un triunfo que se gestó en La Francia, cuando decidieron servir con Qué Vida Buena a la yegua madre Royal Action.

En Don Florentino nació La Reliquia, un portento que a los seis años se dió el lujo ahora de  ganar la misma carrera que obtuvo su padre y que marcó el punto final de su campaña deportiva para ser padrillo.

La Reliquia corrió dos veces el Sprint. De potranca el Junior y no figuró. En octubre del año pasado hasta perdía en la Alternativa, pero en manos de Mario Peralta ahora va invicta y ganó cuatro seguidas.

Lucas Grimaldi vivió una semana a pura emoción. El lunes  comenzó a estudiar el Sprint con los ratificados, el martes siguió el sorteo de gateras, ayer pensaba que "carrera que no se corre no se gana".

Faltaban 200 metros para el disco cuando La Reliquia se había afianzado en la punta;  sólo restaba frenar el avance de Humorada Negra.Los gritos de aliento de los Grimaldi en Córdoba se escuchaban desde Palermo. 

'No sabés lo que fue. Ganar la misma carrera que el padre, cuidada en San Francisco con un cuidador al que impulsamos nosotros, viajar a Palermo dos días antes, encima lo de la pandemia. Esta actividad no tiene precio, por Dios", contaba Lucas, emocionado.

"El Gringo la vio en la pieza y yo la vi en otra pieza con el Luciano, que es mi sobrino, y Luis, mi hermano. A la perra la encerramos en el quincho porque iba a empezar a ladrar al oír los gritos, si ganábamos. Nos quedamos sólo los cuatro en la casa para ver la carrera. Esto fue estraordinario".

Dicen que los triunfos son la mejor propaganda para un haras. Y el de La Reliquia le viene al dedo para promocionar la venta On Line que hará la cabaña entre el 18 y el 26 de septiembre, vendiendo muchos hijos de Que Buena Vida.

Y en el lote a subastar habrá dos joyas: The Single Malt, propio hermano de La Reliquia,  y Bar de Copas, propio hermano de Perro Callejero, ganador del GP Montevideo del año pasado.

Un saludo,

Julio Guimaraes

Descargá el catálogo

El festejo de Lucas

Festejos en la agencia de San Francisco