EL PAPA JUNTO AL JEQUE MAKTOUM (DUEÑO DE GODOLPHIN) Y EL PRINCIPE HEREDERO DE ABU DHABI