EL PENDEX GANÓ POR GOLEADA EN EL CLÁSICO JOCKEY CLUB DE LA PROVINCIA DE BUENOS AIRES / Don Guima

Fue paliza. Fue como un 12 a cero la victoria de El Pendex en el clásico Jockey Club de la Provincia de Buenos Aires (G2), conocido como la segunda instancia de la Triple Corona del Bosque ue este año no tendrá destinatario.

Fue una carrera sin equivalencia de fuerzas. Con un ganador que llegó al disco rematando en los 200 finales y otros a los que la fatiga les subió desde el piso mucho antes de entrar en la recta final.

 

La cancha platense le viene bien al potrillo de Santa Elena y si está fangosa mejor. El el barro ganó el José Pedro Ramírez por once cuerpos, uno menos respecto de su victoria de ahora.

 

¿Qué hacer con un potrillo de semejantes características? Mantenerlo en el Bosque, para buscar el GP Provincia de Buenos Aires y  luego ir al choque con los adultos en el Dardo Rocha? Es El Pendex un caballo para el Nacional de Palermo? ¿Es de la talla de Sixties Song?

A El Pendex el fondo le debe venir por su abuelo materno, Potrillon. Su madre, La Compadrada, ganó tres en once y figuró en los clásicos Balsa, Acebal y Alvear.

 

Santa Alena ya venía de una alegría previa por El Pendex cuando la Fundación Rocha de Plata lo premió por su desempeño.  

Roman Rosso venía de imponerse con soltura en la categoría de ganadores de una, pero nada pudo hacer contra un rival que solo lo dejó hacer la punta durante el primer kilómetro para meterle presión en el segundo tramo.