PLATINUM MINE, DE SANTA ELENA, ES UNA YEGUA INTERESANTE PARA CRIAR; A NO EXTRAÑARSE SI DA UN CABALLO BUENO / Don Guima

Malibu Moon (AP Indy) ganó sólo una de las dos carreras que disputó, pero está entre los diez primeros padrillos de 2017 en los EE.UU. Dio 102 ganadores de black type y 40 Stakes.  Para 2018, su servicio fue cotizado en 75.000 dólares. En Keeneland, acababa de venderse un yearling suyo en casi medio millón.

Con Platinum Mine, una hija del chileno Memo, Malibu Moon dio a Perla Plateada, criada en Spendthrift Farm y ganadora hace pocas horas en San Isidro con la casaca de Santa Elena.

Memo era hijo de Mocito Guapo, campeón en Chile y ganador en Santa Anita del  San Bernardino Handicap (G2), venciendo entre otros a Fanatic Boy y contra el que luego perdería el San Diego Handicap (G1), en Del Mar.

Perla Plateada tiene buena sangre para criar; de hecho, Santa Elena ya estará pensando en qué padrillo darle una vez finalizada su campaña.

Si victoria en la pista de césped fue de punta a punta llegó tras otras nueve presentaciones.

De punta a punta