EL PRESIDENTE DEL JOCKEY CLUB CONVOCÓ A LAS ENTIDADES DEL TURF PARA UNA REUNIÓN; TAMBIÉN FUERON INVITADOS LA UATRE Y EL GREMIO DE LOS EMPLEADOS

El Gran Premio Jockey Club se correrá por un premio al ganador de $ 2.000.000, mínimo, y el Carlos Pellegrini por una recompensa record gracias a sponsors de afuera. La novedad se la escuchó comentar a Miguel Crotto, el presidente de la entidad de la Avenida Alvear, que este miércoles 9 recibirá a representantes de otras instituciones de la hípica y gremios para tratar temas de su preocupación.

La idea de Crotto es sumar a la UATRE y a Aphara a la mesa, atento a la cantidad de afiliados que tienen esos sindicatos que están relacionados con el turf. UATRE es la Unión Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores y Aphara reúne al personal de los hipódromos, agencias y afines. La que conducía Momo Venegas hasta su fallecimiento y ahora comanda Ramón Ayala tiene más de 650.000 adherentes, de los cuales cerca del 5 % tendrían relación con el mundo de los caballos, mientras que Aphara alberga a más de 20.000 afiliados. Cabe mencionar que Profesionales del Turf, según se desprende de sus últimas últimas votaciones, tienen menos de 600 afiliados.

Crotto los esperará a todos con una carpeta donde se les detallará la posición del Jockey Club ante la situación por la que atraviesa actualmente el turf y sus necesidades, que no son otras que las expuestas en los cuatro puntos sobre los que habló en público durante la gala en las que se entregaron las distinciones Carlos Pellegrini: la necesidad de bajar las retenciones a las apuestas, el laboratorio, la red de agencias y el canal hípico.

El plan es que por escrito los convocados opinen sobre los temas en cuestión y si hubiera diferencias o agregados los hagan notar, para luego conformar un documento único y consensuado que sería presentado al presidente de la loteria bonaerense, Matias Lanusse, en el mes de octubre.

Incorporar a la UATRE y Aphara, dos gremios de semejante volumen, puede darle una dimensión distinta al tema hípico y una llegada diferente al gobierno bonaerense. Se supo que la UATRE está muy interesada en el asunto.

Crotto dice siempre que la retención del 28 por ciento a las apuestas es muy poco amable para los apostadores y propone llegar al 25, bajando un punto de lo que va a premios, otro de lo que va al hipódromo y un punto más del fondo. Eso sería un primer paso para descender al 23 por ciento de retención en seis o nueve meses,

Bajar tres puntos, se dice, sería igual a poder pagar 100 millones de pesos más en las apuestas proyectadas para el año que viene.

La captación de apuestas, justamente, es otro tema fundamental para el Jockey Club, con menos puntos de ventas que los deseados. La aspiración es avanzar a todas las provincias, que, relacionadas con San Isidro, son tierra de nadie turfísticamente hablando. "También se debe insistir mucho con nuevos sistemas y plataformas donde recoger apuestas: Internet, teléfonos... Sin eso será imposible crecer", piensan quienes interpretan el pensamiento de Crotto. El gran desafío es que todas las apuestas del país vayan al totalizador. Otra meta es ver cómo hacen para achicar el 10 % de recargo que se cobra las agencias; el plan sería llevarlo a la mitad.

Respecto del laboratorio, premiado con la distinción Pellegrini del Año, hay presupuestada una inversión para este año de 15 millones de pesos y ya recibe las muestras para hacer los test antidoping de Panamá.

La prensa y el canal hípico es muy importante en el plan de desarrollo de las carreras de San Isidro. Internet, por ejemplo,  permite cosas que antes eran impensables.

La reunión se llevará adelante en la sede de la Avenida Alvear.