ENRIQUE MARTÍN FERRO YA DESCARTÓ IR A ASCOT CON NICHOLAS AUNQUE GANARA EL LONGINES GRAN PREMIO LATINOAMERICANO

Enrique Martín Ferro cuida a Nicholas. Y lo cuida tan bien que no lo llevaría a correr en Ascot en el hipotético caso de ganar el Longines Gran Premio Latinoamericano, que concede una plaza gratis para participar en un Grupo1 del hipódromo de la reina, en junio siguiente.

Es el mismo beneficio del que usufructuó Sixties Song en 2017, pero sin suerte pues finalizó último en el King George.

“ La experiencia de los caballos argentinos ha sido muy mala cuando fueron a Europa, quizá sin tanto tiempo de aclimatación. Recuerdo a Mia, a Telescópico, que se fue en diciembre luego de ganar el Pellegrini, llegó en pleno invierno, se pescó una pulmonía y después nunca fue el mismo caballo. Me acuerdo de Campero, de Escabiosa, que no llegó a ganar. De Cruzada, la yegua de Fatini, a la que tampoco le fue muy bien en Europa y luego si en Dubai”, repasa Enrique cuando se lo consulta sobre mandar a un argentino a competir en el Viejo Continente.

 

Y sigue: “Te diría que no lo tengo en mente por más que ganando el Latino tengamos esa oportunidad. Creo que damos una ventaja enorme. Después te queda un caballo que no lo recuperás por un año, como le pasó un poquito a Sixties Song.  Estamos trabajando para hacer el mejor papel en el Latinoamericano. Con Nicholas tengo una buena herramienta. Ascot descartado. Sería ir a una aventura. No me gustan las carreras que no se pueden ganar”.

 

Nicholas, en acción