La yegua parece reflejada en un espejo

Los hermanos sean unidos. Y lo fueron tanto que 2 Key Deputy dominaron el Gral. Lavalle separados por una cabeza

Con tres representantes suyos de los buenos en las gateras del clásico General Lavalle (G3), de Palermo, Alfredo Camogli podía esperar sentado en final para ver cuál de ellos ganaba. Pero  fue tan emocionante que seguro el cabañero lo vivió en puntas de pié, desde la tribuna Oficial, donde suele mirar las carreras.

Ganó La Agradable Key, la potranca, sobre Perdizón Key. Fue 1-2 de El Alfalfar y de Key Deputy. Ganó la que se había mantenido invicta en sus dos primeras salidas, haciendo suyo el clásico Casares, inclusive. Se tomó revancha de Diosa Pampeana, su ganadora en abril, y ahora llevó a tres el número de sus victorias.

 

Un final de alto voltaje entre hermanos paternos