He Runs Away, en su nueva casa

He Runs Away espera tranquilo las últimas horas que lo separan de la carrera más importante de su vida; mientras tanto, llueve en Dubai

DUBAI.- Los boxes de cuarentena interacional en Meydan están ubicados a dos kilómetros de la entrada a la pista del hipódromo, mínimo. Para entrenar los caballos extranjeros deben andar por un desfiladero más de media hora antes de entrar a la cancha. Algunos llegan casi vareados luego de tan largo derrotero. Y luego deben emprender el viaje de vuelta a los establos.


A He Runs Away le demanda hora y media cumplir con todo el trámite. Lo llevan caminando de tiro con el uruguayo Edguard Tejera montado. Pero no es el único. Arrogate, recien llegado, tampoco tiene cronita. Va y viene con su galopadora. Anyeater hizo una partida de 800 metros en 50s y el canoso de su entrenador, Bob Baffert, se quedó conforme con el movimiento. Sabe que su campeón es doble caballo pero respeta a Meydan. Si le preguntan, dirá que la Dubai World Cup no es pan comido.

Para He Runs Away el Derby será una carrera complidada, por sus rivales y el poco tiempo que tuvo para adadpatse. Llegó a los Emiratos Arabes Unidos a mediados de febrero y aún no se siente como en su casa. Se trató de mantererle los mismos ritos que cumplía en el stud de Romero, en San Isidro,pero el ganador del Jokey Club y del Nacional pronto se dio cuenta de que este sitio le pasa factura a los que llegan desde el hesmisferio Sur.

A su arribo perdió kilos y recuperó algunos. De todos modos no se lo ve admirable desde lo físico. Todavía le falta para parecerse al potrillo que dejó Buenos Aires.

Cuentan que inicialmente dejaba la ración; lo pasaron por distntas dietas y de la que le gustó no había mucho stock. Tiempo y cuidados fueron fundamentales para no dar muchas más vetanjas.

Ricardo Colombo dedició que este viernes 24 el caballo sólo camine. Días atrás lo mandó a hacer 1400 metros desde las gateras y empleó 89 segundos, un tiempo mucho mejor de lo que esperaban. Hasta el sábado, cuando vaya en camión a Meydan, no lo va a mover más aseguró el trainer brasileño que hace tiempo descubrió las bondades que puede deparar participar del Carnaval.

Sylvestre de Souza llegará en las próximas horas desde Hong Kong. El brasileño será el piloto del caballo argentino. De Souza lo subirá en la redonda. Hasta allí, recibirá información calificada de mano de Edgard Tejera, el unico que lo midió desde arriba últimamente.

Cómo todos los días desde que esta aquí, también este jueves He Runs Away caminó esos dos kilómetros desde el establo de cuarentenas a la pista. Con careta, vendas azules y barro en las patas que no se buscó cultar, entró al circuito bastante sudado.

La participación de un caballo argentino 116 de rating en el Derby de Dubai jugará más que un reultado individual. Una buena o mala gestión puede abrir o cerrar mercados para el caballo nacional. Hong Kong en este caso. Por eso, He Runs Away no correrá sólo por lo indivudual.

A Colombo le hubiede gustado conseguir un animal como He Runs Away mucho más temprano que luego del Pellegrini. Después de las Pollas sería lo ideal, piensa, con tal de aclimatarlos de a poco y enseñarles lo que es Meydan durante el Carnaval, pero esos planes siempre chocan con la ilusion de los dueños de buenos caballos rioplatenses quienes no desean desprenderse de los suyos hasta bien entrado el segundo semestre.

El chileno Fernando Fantini también está por acá. El ex dueño e Furia Cruzada lleva una estadística de la cantidad de caballos sudamericanos que vinieron tarde a Dubai y no levantaron las patas en la noche de la DWC. Fantini Desayunó con las Estrellas luego de la tanda de vareos para la prensa junto con Nachito Pavlovsky, entre otros, a un par de metros de la mesa que ocupaba Fernando Jara, el ex jinete de Invasor.

Fantini se desprendio de su yegua maravilla en la carrera anterior, cuando terminó tercera en el Al Maktoum Challenge Round 3. La transferencia con el dinero de la venta le había llegado sólo 24 horas antes. Entonces y el sábado correrá con los colores de Avaz Ismoilov, un propietario de Uzbekistán.

Se dijo: el propietario chileno tomó café con Nachito, quien vino a Dubai tras pasar por Singapur, donde tiene clientes. De allí llegó también Quechua, el caballo argentino al que prácticamente vio nacer y se consagró como el mejor de la temporada pasada en la isla.

Nachito lo vió lindo y apuesta por un buen resultado en los 3200 metros del Dubai Gold Cup.

El jockey argentino Jesús Rosales volverá dentro de poco a su pago; por lo menos para comer empanadas tucumanas. Mientras tanto, aquí es jockey tester de Special Fighter, un irlandés clasificado cuarto en la Dubai World Cup del año pasado con ganas de desquitar en el de ahora, ya con la puesta a punto de la preparadora María Ritchie.

Rosales también sabe cuánto sufren los caballos del hemisferio Sur durante las primeras semanas en Dubai. Cuando pasan el Ecuador notan los cambios. Y entonces uno no hace más que pensar en las chances del último ganador del Latino, próximo a viajar a Londres para mostrarse frente a la reina.

Pero volviendo a la DWC, donde todos mirarán a Arrogate, algunos también tendrán ojos para Gun Runner, tercero en el Kentucky Derby de 2016. Gun Runner es hijo de Candy Ride; para los argentinos todo dicho.

El jockey panameño Fernando Jara tiene 29 años y hace diez ganó la Dubai World Cup con Invasor. Se acuerda bien del caballo argentino-uruguayo y todavía pregunta si sigue siendo mordedor. Se le contesta por la afirmativa.

Anoche fue noche de bienvedidas a los equipos que competirán en las carreras millonarias. Esta vez la gran fiesta se hizo en el jardín principal de la Mohammed bin Rashid Al Maktoum City, District One, cerca del hipódromo, y donde el Sheik Mo entregó en persona premios a la exelencia hípica

Louis Romanet, de la IFHA, y Juan Carlos Capelli, vicepresidente de Longines, estuvieron en el evento ubicados próximos al ruler de Dubai. También Horacio Esposito participó de la velada luego de haber asistido al encuentro de IRPAC en uno de los salones del primer piso del Ritz Carlton Dubai International Financial Center. Espósito es asesor de Asuntos Internacionales de OSAF. Lo que se habló en esa junta será tema de otra nota.

Mientras tanto, llueve en Dubai. Para hoy viernes están pronosticados chaparrones, y tormentas electricas para el fin de semana. Por ahora, la meteorología no ha fallado.

Después de trabajar

En el box,con aire acondicionado

El último ejercicio

Colombo y sus amigos de Hong Kong

Jesús Rosales, un facilitador

Un saludo,

Julio Guimaraes